¿Medir la usabilidad es posible?

La usabilidad es un concepto empírico es decir que se puede medir. Y esto como lo podemos hacer? Fácil, los pilares de la usabilidad son los siguientes:

Facilidad de aprendizaje (learnability)

Para ello tenemos que observar cómo se desenvuelve el usuario la primera vez que se enfrenta al diseño de nuestra interface, que errores comete, si encuentra con facilidad lo que está buscando, si tiene que emplear en varias ocasiones el buscador, etc…

Eficiencia

Una vez el usuario se ha relacionado con nuestra interface cuando tardan en relacionar las cosas y recordarlas.

Pongamos por ejemplo que estamos en una web que ya hemos pasado el periodo de aprendizaje, entramos en faena y realizamos varios procesos, si la web es eficiente recordaremos los procesos que hemos realizado con facilidad, si volvemos a entrar con posterioridad y recordamos su funcionalidad y nos desenvolvemos sin problemas porque recordamos el proceso, estaremos hablando que es un diseño eficiente. La eficiencia la podríamos relacionar con la facilidad de recordar los procesos y funcionalidades, la cualidad de ser recordada (Memorability).

Eficacia

Medimos la eficiencia de un objeto o interfaz bajo estas tres características:

  • Qué errores comete el usuario
  • Como de graves son los errores
  • Como de rápido resuelve las tareas

Objetivo para tener un diseño eficiente; procura que los usuarios cometan los mínimos errores posibles, y si cometen un error ponles la solución fácil. Un ejemplo de eficacia seria por ejemplo en un proceso de compra el botón de compra no tuviera el tamaño adecuado y el usuario agregara el mismo producto varias veces. Siendo eficientes corregiríamos el tamaño del icono y además le pondríamos facilidades para borrar la duplicidad del producto de forma rápida.

Satisfacción

Les ha resultado agradable?, Sencillo? Pues acabamos de cumplir el objetivo para que el usuario quede satisfecho.

Medir la usabilidad

¿Cómo averiguamos que cumple todos los requisitos?

Con test, midiendo, observando y analizando todos y cada uno de los procesos de interactuación de usuario con el diseño. Para ello disponemos de un sinfín de herramientas, que nos resumen los procesos, nos permiten grabar las acciones de los usuarios, y pedirle incluso al usuario como y donde le gustaría encontrar ciertas funciones y apartados de nuestro diseño.

Con todas estas soluciones y respuestas es donde nos podemos plantear un rediseño, con la finalidad de hacer un diseño más ceñido y centrado en el usuario.

Si realmente hemos resuelto los posibles errores de usabilidad podremos verlo comparando los test obtenidos del diseño original con el rediseño.

Artículos Relacionados

No Comments

Leave a Comment